4 formas de aplicar el Storytelling en tu estrategia de contenido

Blog

|

TXT

Érase una vez un empresario que desarrolló un producto cuyo desempeño superaba ampliamente a su competencia… pero nadie lo compraba. Entonces lanzó una campaña que explicaba sus beneficios: fue un fracaso. En medio de su desespero contó su historia personal, sus dificultades y sus ilusiones. La gente se sintió identificada con su verdad personal, entendió su propósito y empezó a comprar su producto experimentando por fin su superioridad.

El arte de contar historias, el storytelling, es una modalidad que ha tomado un gran protagonismo en las estrategias de mercadeo porque permite conectar emocionalmente a las personas con las marcas. Esta tendencia está causando una evolución importante en el contenido digital.

Una de las razones que hacen el storytelling tan atractivo es la capacidad de penetración y recordación que le da al mensaje. El artículo 12 ejemplos de storytelling que han hecho historia hace énfasis en que “nuestro cerebro está programado para procesar y almacenar información en forma de historias”. Convierte las tácticas publicitarias, habitualmente intrusivas y molestas, en mensajes irresistiblemente interesantes.

Las historias permiten que las personas vean reflejadas en ella sus propias luchas. Lo particular se vuelve universal. Esto permite construir una asociación de una marca o producto con un sentimiento específico. Las decisiones de compra son un 20% lógicas y un 80% emocionales.

storytelling estrategias de contenido

Implementación en el marketing

En tiempos donde los canales digitales ofrecen al usuario una constante saturación de información, las historias cierran la brecha entre el consumidor y la marca. El storytelling se ha convertido en una preocupación de empresas de todos los tamaños.

El estudio Top Priorities for B2B Content Creators muestra que el 72% de los creadores de contenido B2B buscan crear contenido con mayor engagement y 41% quieren convertirse en mejores narradores a partir del Storytelling.

Pero la creciente tendencia ha traído consigo también la aparición de lugares comunes, como focalizar la narrativa de la marca a la historia de cómo comenzó omitiendo importantes elementos que enriquecen la estrategia de contenidos con mucha efectividad.

A continuación veremos 4 formas de aplicar realmente storytelling a tu estrategia de contenidos:

Humaniza la marca

Las historias cierran la brecha entre el consumidor y el productor, sin embargo hay una condición que no se debe perder de vista, ser real, ser creíble. El elemento humano en tu historia es lo que hace que valga la pena para tu audiencia. El público ama a los superhéroes, pero también quiere ver su fragilidad y la vulnerabilidad que los lleva a tomar decisiones imprudentes.

Puedes crear historias con las que sea fácil relacionarse, que expongan la debilidad humana y fomenten la superación. La empresa estadounidense Goodlife Fitness es un ejemplo de esto. La compañía notó que las estrategias aspiracionales a partir de imágenes de cuerpos esculturales estaban perdiendo efectividad. Así que cambió el foco de sus historias, ya no basadas en la vanidad, sino en el auto-cuidado, evidenciando vivencias de gente normal, sus padecimientos y los resultados de su esfuerzo.

Para contar una historia, no siempre tiene que ser la tuya

Algunas veces la mejor forma de describir a una marca es conociendo a sus clientes. Por eso puedes comunicar cuál es el propósito de tu marca y transmitir sentimientos a partir de la historia de tus clientes. Es una forma de mantener a tu público como prioridad y aportar un validador a tus estrategias; esto hará que tus prospectos puedan tomar su decisión de compra mucho más rápido.

Para lograrlo debes esforzarte en conocer en profundidad a tus clientes. Aprende de sus experiencias con tu marca y cuál ha sido el impacto que tuviste en sus vidas. Mira el caso de Airbnb, una compañía que inició operaciones en 2008, pero solo en el 2014 empezó a sustentar su comunicación en una misión y una historia que contar.

Para convencer, debes emocionar

Las compañías encuentran en las historias una oportunidad de hacer contenido viral. Sin embargo, a veces el mundo digital hace que las tácticas de marketing se vean limitadas a argumentos racionales para convencer a un posible cliente.

Hace ya 10 años, un artículo de NewYork Times destacaba que los contenidos emocionales se comparten con mayor frecuencia que los racionales. Esto se suma a experimentos como el de CXL Institute en donde se muestra que en los casos donde se lograba transmitir escasez y urgencia las ventas aumentaron hasta un 332%.

Así que debes evaluar si tu estrategia de contenido cuenta con un componente que emocione a tu audiencia. Es importante que incluyas este elemento como argumento de tus campañas, pero también como eje de tu contenido gráfico.

Crea un personaje principal

Ninguna historia está completa sin un personaje principal. El protagonista o héroe de tu historia le brindan a tu audiencia un rostro sobre el cual relacionarse. Este personaje debe tener una historia que tus clientes puedan apropiarse y recordar.

Los conflictos y hazáñas de tu personaje serán aquellos sobre los cuales se reflejará tu audiencia. Debes centrarte en narrativas de lucha contra el poder o la adversidad, de superación después del fracaso o de la evolución para alcanzar la grandeza.

Un ejemplo icónico de esta forma de aplicar storytelling es la figura de Steve Jobs para Apple. El producto se muestra al mercado a través de la historia de su creador y sus luchas para llegar a ser una empresa innovadora y exitosa siguen siendo elementos de mercadeo para impulsar la marca.

Estos 4 elementos pueden ser el punto de partida para implementar Storytelling en tu estrategia de contenido. A veces las buenas historias requieren de tiempo para ser contadas, así que lo importante es que empieces ahora. Recuerda que los negocios exitosos se basan en historias y a la gente le encanta ver, leer o escuchar historias que creen una conexión a partir de la empatía.

El Storytelling es nuestra especialidad. Si necesitas un aliado para contar la historia de tu marca, inscríbete aquí y estaremos listos para ayudarte.